Día: 27 julio 2012

Redes clínicas estratégicas

Durante años hemos padecido la absurda y artificial división de la atención sanitaria en unos niveles asistenciales que, a menudo, han trabajado de espaldas unos con los otros y han estado poco dispuestos a conseguir una coordinación adecuada. Y en medio de este problema, el paciente, que es quien sufre una atención lastrada por la falta de engranaje entre las distintas piezas del sistema sanitario. En relación a los tratamientos farmacológicos, la descoordinación entre atención primaria y hospitalaria es patente. Los profesionales de ambos niveles se quejan amargamente de la falta de diligencia de sus compañeros del otro extremo del cable telefónico y ponen sobre la mesa multitud de anécdotas sobre informes incompletos, cambios de tratamiento injustificados o falta de unos criterios de abordaje común. Pero paciente y enfermedad no entienden de divisiones… (más…)