Día: 26 octubre 2010

(Am Heart J) ¿Utilizamos los beta-bloqueantes, en pacientes postinfartados, a dosis infraterapéuticas?

Intensa semana ésta para todos los FAP de España que celebraremos, a partir de mañana, el 15 Congreso de la SEFAP en Zaragoza. Así pues, semana de mucho Twitter y poco blog. Pero antes de hacer las maletas, queremos dejar constancia de dos interesantes estudios. El primero de ellos ha visto la luz en la sección Online First de The Lancet y, bajo el título Long-term effect of aspirin on colorectal cancer incidence and mortality: 20-year follow-up of five randomised trials ha tenido como objetivo evaluar los efectos del ácido acetilsalicílico en la incidencia y mortalidad del cáncer colorrectal en relación a la dosis utilizada, duración del tratamiento y localización del tumor. Los autores -que no contaron con financiación externa- analizaron los datos de ensayos clínicos con un mínimo de 1.000 participantes y una mediana de seguimiento de, al menos, 2,5 años. 4 estudios cumplieron los requisitos: 2 en prevención primaria de episodios vasculares (Thrombosis Prevention Trial  y British Doctors Aspirin Trial) y 2 en secundaria (Swedish Aspirin Low Dose Trial y UK-TIA Aspirin Trial). Los 4 ECA tuvieron una duración media de 6,0 años y la mediana de seguimiento fue de 18,3. Los pacientes asignados al ácido acetilsalicílico obtuvieron una reducción del riesgo de sufrir un cáncer de colon a 20 años (HR=0·76; IC95% 0·60–0·96; p=0·02) y de la mortalidad (HR=0·65, 0·48–0·88), pero no del cáncer rectal. Con estos resultados, la principal conclusión del estudio es que el AAS tomado durante varios años a dosis de, al menos, 75 mg/día redujo la incidencia a largo plazo y la mortalidad asociadas al cáncer colorrectal. Los beneficios, fueron superiores en los tumores proximales de colon que, por otra parte,  no son prevenidos de forma efectiva por los cribados con sigmoido o colonoscopia. El estudio es comentado en un artículo que con el elocuente título de Aspirin to prevent colorectal cancer: time to act? cuya lectura recomendamos: los autores señalan, de forma clara y rotunda 5 limitaciones importantes que nos deberían hacer reflexionar antes de tomar en consideración sus conclusiones. Eso, sin olvidar que no hay ensayos clínicos ad hoc que hayan estudiado el efecto del ácido acetilsalicílico en esta importante indicación.

El segundo estudio ha salido publicado en el American Heart Journal con el título β-Blocker use following myocardial infarction: Low prevalence of evidence-based dosing y ha tenido como objetivo determinar si las iniciativas basadas en la evidencia para incrementar el uso de beta-bloqueantes al alta, han tenido algún impacto en la infradosificación de estos medicamentos. Objetivo cinco estrellas que va mucho más allá de la determinación del coeficiente beneficio/riesgo de un fármaco o las habituales trifulcas sobre la selección, para adentrarse en el inhóspito mundo de la adecuación. Ponte el salacot y exploremos juntos su contenido… (más…)